Blog del Prof. José A. Robert

Jorge Luis Borges, un poeta en la penumbra

Por Virginia Moratiel.

Dicen desde antiguo que los poetas ciegos pierden la vista para lo externo, que el mundo se les difumina en la indiferencia de colores y figuras, pero ganan la visión interior, la puramente espiritual. Eso los asemeja a los adivinos. De hecho, el primer poeta griego, Homero, y el enigmático augur de las tragedias clásicas, Tiresias, eran invidentes. Como aquellos seres, entre míticos y humanos, Borges, el poeta que poco a poco se quedó ciego, fue capaz de ahondar en la realidad desdibujándola, para atravesarla y alcanzar su esencia ideal, siempre más allá. Consciente de que el tiempo le arrancó los ojos –como el propio Demócrito lo hizo consigo– simplemente para poder pensar, elogió la sombra y aceptó las tinieblas como parte de un destino que se resiste al olvido. Aunque quizás fue más admirado como cuentista, buscó desde joven la luz en la poesía intuyendo en ella el acceso al auténtico conocimiento. Primero se apoyó en la fantasía, luego aquilató la metáfora, más tarde sus recuerdos, hasta que por fin se internó en la vía metafísica. Y a medida que aumentaba su incredulidad ante el mundo, más se cobijaba en un intimismo autobiográfico y, a la vez, paradójico, por ser escéptico incluso de su propio yo.

Leer más: Jorge Luis Borges, un poeta en la penumbra

Friedrich Hölderlin: divina locura

Por Carlos Javier González Serrano.

Poeta inmortal, símbolo de la más alta cultura alemana del XIX y contemporáneo de Hegel, Schiller o Schelling, Hölderlin vivió recluido los últimos treinta y seis años de su vida víctima de una prolífica locura.

Friedrich Hölderlin (1770-1843) es considerado, no sin razón, uno de los poetas cuyas ideas, a caballo entre el Romanticismo y el Clasicismo, más hondo calaron en la tradición filosófica y literaria que le siguió. Aunque su obra no solo se compone de poesía, podemos afirmar que todo cuanto escribió se encuentra repleto de una fuerza poética en la que los conceptos de tiempo, belleza y espíritu cobran una especial importancia.

Leer más: Friedrich Hölderlin: divina locura

Fernando Pessoa: “Atiendo a todo siempre soñando. Somos dos abismos –un pozo mirando fijamente al cielo”

Por Carlos Javier González Serrano.

La obra de Fernando Pessoa (1888-1935) representa todo un enigma para lectores, críticos y estudiosos. A lo largo de su corta existencia, que se vio truncada por problemas hepáticos irreversibles, escribió un sinfín de textos de los cuales, aún hoy, muchos permanecen inéditos. Parapetado tras la máscara de numerosos heterónimos (Bernardo Soares, Ricardo Reis o Álvaro de Campos son los más conocidos), llegó a evaluar públicamente sus propias creaciones a través de la identidad de carne y hueso que otorgó a sus diferentes álter egos, retomando con especial maestría el recurso estilístico (y existencial) del Doppelgänger. Pessoa explicaba que, en sus escritos, él subsiste “nulo en el fondo de toda la expresión, como un polvo indisoluble en el fondo del vaso donde se ha bebido agua”, a medio camino entre dos extremos: “ante el vasto cielo estrellado y el enigma de muchas almas, la noche del abismo incógnito y el caos de no comprender nada”.

Leer más: Fernando Pessoa: “Atiendo a todo siempre soñando. Somos dos abismos –un pozo mirando fijamente al...

Melancolía: esa nada que duele

Robert Burton (1577-1640) publicó por vez primera en 1621 el que, aún hoy, se considera el atlas fundacional de la melancolía. Alberto Manguel, premio Formentor 2017, explica en su prólogo para la edición de Alianza de Anatomía de la melancolía que “hay libros que son más bibliotecas que unidades, compendios que, bajo la apariencia de un ensayo, abarcan una pluralidad de géneros y materias”.

Leer más: Melancolía: esa nada que duele

Suite Francesa

Leer más: Suite Francesa

José A. Robert

Prof. José A. Robert
Prof. José A. Robert
Coordinador General del
Instituto Martha Zerbini
Instituto MZ - AMSAFE La Capital 2012 - Todos los derechos reservados